Destacadas

Misión Evangélica: Los niños son de Dios

105views

Estaba yo tomándome un refresco en la tienda de mi primo Bruno, la charla era amena, el tejido social corrompido, vivimos en una sociedad bastante perdida, en eso entra un pequeñín de unos escasos 4 años, con una monedita de diez pesos en su manita sucia, mirando al primo Bruno, le dice extendiendo su manita:

_ ¡Quiero un Condón! _

Mi primo frunció la frente echándome un vistazo para luego preguntar:

_ ¿Qué quieres? _

_ Un condoncito pala amalar mi zapatito _

Después de atender al pequeño, mi primo me dice:

_ ¡Ahhh primo, que susto me acaba de dar este chamaco_

_ Primo, los niños son de Dios, los mal pensados somos nosotros.

Debemos los adultos de recordar estas palabras:

Entonces Jesús dijo: —Dejen que los niños vengan a mí, y no se lo impidan, porque el reino de los cielos es de quienes son como ellos. __ Mat. 19:14

¡Cuán necesario es para nosotros creer que “el Reino de los cielos es para quienes son como niños!

Los niños son de dependientes de sus padres así debemos de serlo nosotros de Dios, ellos no tienen una mente corrompida, la maldad es un estado mental de desprecio hacia la justicia, rectitud, verdad, honor y virtud; los adultos tenemos más prejuicios, desconfiamos y juzgamos mal, la mente de un niño es pueril.

La maldad nos impide ver los propósitos del reino de los cielos, nuestro egoísmo desplaza sus principios, pues dando es como recibimos, muriendo es como vivimos, perdonando es como somos perdonados y humillándonos es que somos exaltados. Un niño pequeño descansa confiado en el regazo de su madre, toma la mano de papá y camina confiado y seguro con él.

Procura que el niño que fuiste no se avergüence del adulto que eres hoy; todos llevamos un niño deseoso de seguir confiando en el Padre Celestial.

¡Bendiciones amigos y hermanos del camino! SJ. Carlos César González Cruz

Comments

comments